jueves, octubre 21, 2010

En un acto


8 comentarios:

Juan Manuel dijo...

Lo que me sorprende es lo tranquilitos que van.

Claudia Gabriela dijo...

jejeje. Cierto. Antes a mucha gente le indignaba que uno trajera asi a los niños... pero cuando se tiene hijos y son demasiado "curiosos" resulta ser muy práctico ese arnes. Hay unos bonitos, aunque segun yo el diseño no es perfecto porque ante una fuerza desbocada no hay quien los detenga... Por eso hace mucho que ni mi perrita, ni mi sobrino usan eso... hay energias imposibles de detener.

Lubrio dijo...

Jajajajajajaja... me río un poco más... jajajajaja

su dijo...

Ya no hay tiempo ni para pasear a los perros, ni para pasear a los nenes. Gran solucion el "pasea perros y nenes".

hugoflavio1966 dijo...

Pobres pichichos,¿ que hicieron de malo ?
Un abrazo Fabian

Fabian Zalazar dijo...

JUAN MANUEL: Estarán bajo amenaza, igual que los perros.

CLAUDIA: El arnés no está mal, el paseador no lo se, pero yo le agregaría un bozal.

LUBRIO: Ría nomás.

SU: Asi estamos.

HUGO: Las consecuencias de nacer en una ciudad.



VOLVERÉ SOON

Ramona II y El Santa dijo...

Ya vi un par así por la calle. Después se preguntan por qué se pegan un tiro en la cabeza a los 17.

Anónimo dijo...

jajajajajaj
JAJAJAJAJJAJAJAJJAJAJJA
JAJAJAJAJAJAJAJA
uffff (respiro)
jajajjajajajaJAJAJAJAJJAJAjajajjajajaJAJAJJAJJA
jajajajajaajjajajajajajajaaja
Genial !!! qué tranquilitos van, jajajajaja
Los niños de hoy necesitan ser tratados como Beta. Basta de niños Alfa, se ponen insoportables, contribuyen a mi irritabilidad e intolerancia

Anonima Ana Almendra