lunes, septiembre 07, 2009

Yo conmigo - cap. 187


9 comentarios:

Pablo Javier Frizan dijo...

Afortunado el hombre lobo porque el orzuelo se cura con oro...

Gonzalo dijo...

sirve para las expinillas tambien??

^^

Baraka

Claudia Gabriela dijo...

jajaja, pincupe!, jajaja, que graciosos!!!!...

=P

Nan dijo...

Jajajaj no quiero saber como me ves a mi con mis granos

Alejandro dijo...

¿De qué sirve ser ateo si terminás creyendo en esas pelotudeces?

Me hizo reir mucho el ogro, eso sí.

Vale dijo...

Exelentes tus hisotrietas Fabian!
A proposito.. ¿tienes novia?

Fede/Heavy/Patito dijo...

Quiero rescatar dos cosas:

Yo soy ateo también, y creo en estas cosas, en curar el empacho y en no tocar cosas que tengan que ver con la macumba (pollos degollados, pochoclos, maíz, etc.)

Y buenisimo el comentario de Vale, apostando una ficha

Abrazo amigo Feisbuquer

David dijo...

la realeza ya no es lo que era....

Fabian Zalazar dijo...

Jelou evribadi:

PABLO: Muy cierta la rima.

GONZALO: Las "Ex"pinillas ¿antes eran pinillas?

CLAUDIA: Me alegro, la risa es salud.

NAN: Porque no me viste a mi a los 15 el choclo que era.

ALEJANDRO: Una cosa es ser ateo y otra cosa es hacerle caso a las enseñanzas de mi difunta abuela.

VALE: Cuando tengo novia no la tengo a propósito, siempre es sin querer.

FEDE: Hace bien en creer, sino nunca se le cura el empacho y el ojeado.

DAVID: Una poruqería ¿vio?.




VOLVERÉ A VOLVER (entero ó a pedazos)